All about Sex — 23 octubre, 2013 at 10:51

Dolor durante las relaciones sexuales

by

Luminosity

El sexo en todas sus variedades es significado de placentero. Puede incluir muchos tipos diferentes de placer, placer en diferentes lugares de diferentes tipos de estimulación y por supuesto también incluye el placer emocional. Mientras que hay gente por ahí que disfruta del dolor durante las relaciones sexuales, a menos que sea su objetivo específico, el sexo por propia naturaleza, está destinado para crear placer.

En su mayor parte, el dolor es una sensación creada por nuestro cuerpo para decirnos que debemos dejar lo que estamos haciendo, que hay algo mal. Cuando se trata de sexo específicamente podría significar una serie de cosas tales como:

  • Parar y utilizar lubricante – frotar el pubis completamente seco o intentar una penetración, puede llegar a ser muy doloroso. La vagina de la mujer crea su propio lubricante sin embargo a veces, debido a diversas razones, no crea la suficiente. No hay nada malo por usar lubricante y, con la invención del calentamiento, enfriamiento, hormigueo y lubricantes de sabores, pueden realmente agregar muchas sensaciones a tu vida sexual!
  • Cambiar de postura – todos los cuerpos son diferentes. Como tal, a veces una posición puede ser incómoda o incluso dolorosa para alguien. A menudo esto es debido a la posición del pene dentro de la vagina y donde se acentúa la penetración. Usando elementos tan simples tales como almohadas para ayudar a modificar la posición de ciertas posturas, puedes probar posturas que antes os resultaban incómodas, verás que son más fáciles de realizar y mucho más agradables para ambos. A veces tener la cadera en un ángulo ligeramente diferente puede hacer toda la diferencia.
  • Ahora lento, combinar velocidades - a veces realmente existe tal cosa como demasiado fuerte y demasiado rápido. Para muchas mujeres, tener auténticos “conejito Duracell” encima, resulta incluso doloroso para su cuello uterino. Si esto es así, necesitará ir más despacio y ser penetrada de manera más superficial. Las posturas en la parte superior, pueden controlar mejor la profundidad de penetración.
  • Parálisis, reacia al sexo – a veces puede haber realmente algo sospechoso, la terapia podría ser necesaria si ha habido una agresión en el pasado, o podría haber algo más. Si es el caso y observas que tu pareja se queda parada en vuestros momentos íntimos, debéis consultar a un profesional directamente, ya que será el mejor camino.

Al final, el sexo es todo relacionado con el placer. Si algo os lo impide, merece la pena arreglar ese asunto cuanto antes. Conversa con tu pareja y ser comprensivos. No tengas miedo de consultar a un profesional.

 

 

 

Sexcoolture, a Superior Erotic Experience

 

 

Imagen superior de _Luminosity_

Deja tu comentario

*

*